Las infecciones respiratorias provocan el 65% de las urgencias en invierno, según Quirónsalud

Las infecciones respiratorias provocan el 65% de las urgencias en invierno, según Quirónsalud

Las infecciones respiratorias provocan el 65% de las urgencias que se producen en invierno y son uno de los motivos de ingreso más frecuentes durante esta época del año, según el doctor Ángel Delgado, médico del Servicio de Urgencias del Hospital Quirónsalud Córdoba, quien recordó que ambas La gripe y el resfriado son patologías muy recurrentes cuando llega el frío, pero no son las únicas que pueden presentarse.

Según informó el Hospital Quirónsalud Córdoba en una nota, el doctor Delgado explicó que el frío aumenta el riesgo de sufrir una infección respiratoria por varios motivos, ya que en estas épocas y debido a las bajas temperaturas, la mucosa de la nariz se reseca. , volviéndose más frágiles y funcionando peor como barrera a la entrada de estos virus.

Además, la hipotermia (disminución de la temperatura corporal) “también empeora el funcionamiento de nuestro sistema inmunológico y cuando bajan las temperaturas pasamos más tiempo en espacios cerrados con otras personas, lo que favorece la propagación aérea de este tipo de microorganismos”.

Las enfermedades más comunes en invierno son el resfriado común o coriza, provocada por multitud de virus respiratorios que producen inflamación en la garganta y zona nasal, por lo que es “muy importante tratar bien los resfriados, ya que en ocasiones pueden derivar en patologías más graves como como otitis, neumonía y bronquitis”, según el Dr. Delgado. Entre sus síntomas encontramos congestión nasal, dolor de garganta, estornudos, mucosidad, sensación de irritación ocular y en ocasiones puede haber fiebre leve.

La gripe, provocada por el virus de la gripe y que se diagnostica con pruebas específicas, es la infección vírica más frecuente en otoño-invierno, por lo que “es importante como medida preventiva la vacunación de las personas más vulnerables”. Se manifiesta con dolores musculares, fiebre, fatiga, mucosidad en las fosas nasales, así como sensación de asfixia, lo cual es importante consultar, ya que en algunos casos puede presentarse con neumonía y requerir un seguimiento más estrecho e incluso ingreso hospitalario.

La infección por Covid-19 se manifiesta con síntomas parecidos a los de la gripe y se diagnostica mediante pruebas de antígenos. Su diagnóstico es importante para prevenir la propagación del virus en la familia, sobre todo si hay personas más vulnerables, y sigue siendo una de las consultas más frecuentes en la actualidad.

La laringitis aguda normalmente provoca ronquera, pudiendo presentar también fiebre, tos seca irritativa, dolor al tragar y dolor de oído. La faringoamigdalitis aguda es causada por irritación de la garganta y puede requerir tratamiento con antibióticos. Los principales síntomas son dolor al tragar, crecimiento de amígdalas y fiebre.

En la bronquitis aguda, la broncoconstricción de las vías respiratorias se produce como consecuencia de una infección de las vías respiratorias superiores; suele presentarse con tos seca repetitiva y sensación de ahogo sin esfuerzo. La neumonía es causada por una infección por bacterias, virus u hongos, produce fiebre alta y sensación de asfixia y para su diagnóstico es necesario realizar una radiografía de tórax, así como la auscultación por parte del médico.

Es una de las causas más frecuentes de ingreso hospitalario en estos momentos, especialmente en personas vulnerables como niños, ancianos o pacientes con patología bronquial previa, afirmó el doctor Delgado.

El doctor Delgado ha insistido en que para protegernos de las enfermedades invernales se recomienda “vestir bien en la calle, evitar lugares con mucha aglomeración para evitar contagios, no fumar cerca de los niños ni exponerlos al humo del tabaco y mantener una higiene adecuada”. de manos utilizando agua y jabón o gel hidroalcohólico. Además, es recomendable incorporar a la dieta alimentos que contengan vitaminas A y C para ayudar a fortalecer el sistema inmunológico, como naranjas, limones, limas, mandarinas y verduras de hoja verde oscuro.

También hay que recordar ventilar las habitaciones todos los días para que el aire se renueve, beber suficientes líquidos (para que no se sequen las fosas nasales), utilizar la mascarilla en lugares concurridos y cerrados, y evitar el contacto con personas enfermas.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *